Síntomas y tratamiento de la obstrucción intestinal en perros

Los perros son curiosos por naturaleza. Una manera habitual de satisfacer su curiosidad es ‘probando’ aquello que encuentran. Sin embargo, esto es algo potencialmente peligroso. Muchos perros no dudan en probar todo tipo de objetos, desde papel higiénico hasta piedras, zapatos, palos, ropa e incluso basura.

Muchas de estas cosas pasan a través del tracto intestinal sin incidentes. Pero otras no, y pueden dar lugar a una obstrucción intestinal. Una obstrucción intestinal en perros es muy peligrosa, por lo que es muy importante saber detectarla a tiempo.

Cuando un perro ingiere algo, generalmente pasan entre 10 y 24 horas hasta que empiezan a moverse por todo el tracto digestivo. Sin embargo, algunos objetos pueden necesitar mucho más tiempo, puede que incluso meses.

Síntomas y tratamiento de la obstrucción intestinal en perros 1
Foto: Matthew Henry en Unsplash

Síntomas de obstrucción intestinal en perros

A veces, los objetos son demasiado grandes para progresar a través del tracto digestivo, causando una obstrucción. Si el cuerpo extraño ha llegado al colon, es probable que pase. Sin embargo, todavía existe la posibilidad de que sea doloroso, especialmente si es alargado (como un palo). En casos como este, es posible que se necesite asistencia veterinaria. En cualquier caso, si se ve que sobre sale algo a través del recto, es importante no tirar de él, ya que se puede causar aún más daño en los tejidos internos del animal.

La obstrucción del intestino delgado produce la acumulación de sólidos y líquidos ingeridos en los intestinos por el área de obstrucción. El vómito consecuente puede provocar deshidratación significativa y, dependiendo de la ubicación exacta del bloqueo en los intestinos, desequilibrios electrolíticos.

El daño a los revestimientos protectores del intestino y la isquemia intestinal (en la que se restringe el suministro de sangre a los intestinos) también puede provocar la presencia de toxinas en la sangre.

A continuación vemos cuáles son los síntomas más comunes que pueden indicar un obstrucción intestinal en perros. Si notas alguno de estos síntomas, no dudes en acudir al veterinario.

  • Vómitos
  • Diarrea
  • Dolor o sensibilidad abdominal
  • Falta de apetito
  • Esforzarse por defecar; estreñimiento
  • Letargo
  • Cambios de comportamiento, como morder o gruñir, cuando se le intenta coger o tocar

Diagnóstico de la obstrucción intestinal en perros

Si se sospecha un bloqueo de cuerpo extraño, se pueden hacer radiografías para confirmar el diagnóstico. A menudo, se necesitarán varias radiografías utilizando material de contraste (tintes) para ubicar el objeto.

Otro procedimiento de diagnóstico que puede ser útil para confirmar la obstrucción intestinal es una endoscopia. Esta prueba consiste en introducir un pequeño tubo con una pequeña cámara conectada, que se conduce a través de la boca y hacia el estómago, lo que permite realzar un examen. Este método también puede recuperar  recuperar cuerpos extraños que pueden ser la fuente de obstrucción.

Otras pruebas que pueden resultar útiles incluyen el análisis de orina y de sangre y ultrasonidos abdominales, que pueden revelar un cuerpo extraño en el estómago o el intestino. Al realizar análisis de sangre y orina se para determinar si la obstrucción ha afectado negativamente la salud general del perro. También sirve para descartar otras posibles causas.

Tratamiento de la obstrucción intestinal en perros

Existen algunas opciones de tratamiento de la obstrucción intestinal posibles, dependiendo de la condición del perro. Lo que probablemente haga el veterinario, con ayuda del auxiliar, será proporcionarle líquidos intravenosos para contrarrestar la pérdida de líquidos y controlar el dolor con medicamentos.

Si su perro todavía tiene el cuerpo extraño, lo indicado suele ser inducir el vómito para expulsarlo. El objeto también puede extraerse mediante endoscopia. En algunos casos puede ser necesaria la hospitalización del perro para hacer un seguimiento y rastrear el progreso del objeto obstructor. En este caso, será el auxiliar veterinario quien quede encargado de esta tarea. Pero si el objeto ha llegado al intestino habrá que recurrir a la cirugía.

Autor: Eva R.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ellos confían en nosotros…