¿Cómo enseñar a mi perro a venir cuando le llamo?
perro-venga-hacia-mi|enseñar-a-mi-perro-que-venga-1|enseñar-a-mi-perro-que-venga-2|ensenar-educar-a-mi-perro-que-venga-1|ensenar-educar-a-mi-perro-que-venga-2

¿Cómo enseñar a mi perro a venir cuando le llamo?

Hay algunas técnicas que se pueden utilizar para entrenar a tu perro. Entre ellos, el más común es el adiestramiento en positivo, que promovemos en CIM Formación y que utiliza recompensas para motivar al perro. Básicamente consiste en ofrecer al perro algo que le agrada cuando obedece tu orden, en este caso, cuando le llamas. Para enseñar a tu perro este truco, se necesitan dos elementos:

  • Un collar largo (preferiblemente de tejido)
  • Recompensas (comida, snacks, juguetes)

Cómo enseñar a tu perro

Antes de enseñar al perro a venir cuando se le llama, es importante enseñarle a sentarse. Una vez que tu perro sabe sentarse, entrénalo para estar quieto. Da un paso atrás y llámalo diciendo “ven” o “aquí”. Comienza por entrenar a tu perro a corta distancia y aumenta el espacio según vaya entendiendo la orden. Si lo entiende y le felicitas con alguna palabra como “bravo” o “muy bien”, después de esto, ofrécele la recompensa.

No funcionó. ¿Ahora qué?

A veces, esta práctica no funciona a la primera. Aquí es donde el collar tiene su función. Llama al perro y acciona el collar sin necesidad de utilizar la fuerza para traerlo más cerca de ti. Esto hará que asocie la orden con que quieres que se acerque a ti. Cuando esté cerca, animarlo como en el paso anterior, y demuestra alegría para que tu perro se dé cuenta de que ha hecho lo correcto.

ensenar-educar-a-mi-perro-que-venga-1

Algunos consejos pueden ser útiles en el proceso y uno de ellos es utilizar el nombre de tu perro antes de la orden, para que reaccione. Para simplificar el uso de la fórmula: nombra a tu perro, espera a que te mire, y di la palabra para vaya hacia ti.

Consejos

Otra sugerencia, cuando el método tradicional no esté funcionando, es que no utilices ni quieras que aprenda otra orden mientras que esté aprendiendo a venir hacia a ti. Es decir, no le digas que se tumbe ni ninguna otra acción.

Al principio es bueno que no haya nada cerca que puede distraerle, como otros alimentos, animales, etc. Así será más fácil de conseguir que entienda su fin y que el entrenamiento vaya bien.

Otra cuestión muy importante es que se debe ejecutar la orden una sola vez y esperar a que vengan a ti. Si lo llamas varias veces, entenderá que puede ir cuando quiera, no cuando tú das la orden.

Con el tiempo, se puede hacer el ejercicio más complejo mediante el aumento de la dificultad de dos puntos:

  • Distancia
  • Distracciones

Aumenta la distancia poco a poco para ver si tu perro realmente comprende tu orden, y después de esto, aumenta las distracciones. El objetivo es hacerle saber que si obedece y lo hace bien, esto va a generar recompensas y afecto por él.

Llama a tu perro sólo durante los momentos agradables y nunca le regañes. Tiene que entender que le llamas para darle algo bueno. Es decir, bañarse, ir al veterinario, o cualquier otra actividad que no sea agradable para él, debe hacerse de otra manera y utilizando otra orden.

Ver todos los artículos de Veterinaria

Comentanos