10 consejos para cuidar la columna vertebral
cuidados-dolor-espalda-columna-vertebral-1|cuidados-dolor-espalda-columna-vertebral-2

10 consejos para cuidar la columna vertebral

No sé si te has llegado a parar un momento y te has dado cuenta de cómo caminas, de cómo te estás sentado ahora mismo, cómo has dormido esta noche…

Seguro que después de leer estas palabras te estarás dando cuenta de cómo estás tratando a tu columna vertebral y que esos dolores de espalda o dolores en la zona lumbar, puedan deberse a no llevar una buena postura.

¿Por qué me duele tanto la espalda?

Pues sí, sólo nos acordamos de nuestra columna vertebral cuando notamos calambres o dolor intenso en la espalda. Quizás sea porque tu columna vertebral lleve soportando durante bastante tiempo posturas nada recomendables para mantenerla sana y fuerte.

La columna vertebral, también llamada espina dorsal, se encuentra en medio de nuestra espalda y llega desde la base de la cabeza hasta el coxis. Ésta se compone, nada más y nada menos, de 33 vértebras que se encuentran separadas entre sí por los discos invertebrales (de ahí su nombre). Y posee una importantísima función dentro del organismo, es la encargada de conectar y proteger el sistema nervioso del cuerpo.

De ahí que si se ocasiona un accidente, fractura o dolencia en la columna vertebral pueden aparecer síntomas de debilidad muscular, adormecimientos de extremidades, dolores fuertes e incluso parálisis en casos muy graves.cuidados-dolor-espalda-columna-vertebral-2

Hay que cuidar esta zona de nuestro cuerpo para mantener la columna vertebral saludable y así seguir llevando una vida correcta y sin alteraciones en la espalda.

Cómo cuidar la espalda

Levantarse con cuidado

Levantarse cuando se está agachado puede agravar o provocar dolores de espalda importantes. Para levantarse adecuadamente, hay que flexionar las piernas y cargar sobre estas el peso. Si se carga con algún peso, este debe estar lo más cerca del cuerpo posible.

Minimizar y evitar los movimientos giratorios

Los movimientos de torsión deben realizarse con cuidado y, si es posible, eliminarlos de la vida cotidiana, especialmente en los levantamientos y/o movimientos de pesos. Si tienes algo a un lado, gira sobre tu eje longitudinal para mantener tu espalda alineada con tus piernas en un plano frontal.

Beber mucha agua

No beber suficiente agua nos hace estar más rígidos. Además, el agua aumenta la altura de los discos intervertebrales, manteniendo los amortiguadores sanos.

Fortalece los abdominales y estar activo

El ejercicio y la actividad física ayudan a mantener los músculos de la columna vertebral fuertes. Los músculos más importantes para fortalecer que ayudan a evitar el dolor de espalda son los abdominales, además de los propios músculos de la espalda.

Mantener un peso saludable

Mantener un peso saludable es, por lo general, una excelente manera de prevenir todo tipo de enfermedades y malestares. Para la columna vertebral, un peso saludable evita la compresión y la carga de los discos intervertebrales que se logra con el exceso de peso y previene alteraciones posturales.

Dormir en posturas saludables para la espalda

dolor lumbarEncontrar una posición para dormir que funcione para cada uno puede ayudar a evitar dolores en la espalda. Cambiar la postura de dormir es algo que lleva tiempo y que, a veces, es muy irritante, puesto que parece que se duerme peor. Pero eso se pasa en cuanto “se coge la postura”.

Calentar antes de hacer ejercicio

Calentar es necesario antes de hacer cualquier esfuerzo físico o ejercicio. En el caso de las actividades de la vida diaria, puede ser suficiente empezar poco a poco, sin forzar. El propósito de un calentamiento es aclimatar los músculos gradualmente para evitar lesiones actividad, y por lo tanto, el dolor.

Enfriamiento y estiramiento final

El período de enfriamiento después de un período de ejercicio debe incluir estiramiento. Se trata de ir parando poco a poco. Durante el enfriamiento, los músculos están todavía calientes del ejercicio, y son muy receptivos al estiramiento. Ademas, el estiramiento será menos doloroso durante el enfriamiento.

Levantarse cada poco cuando

Es recomendable levantarse cada 25-30 minutos y caminar entre 3 y 5 minutos. En la posición de sentado se carga la columna vertebral y se comprimen los discos, lo que lleva a problemas discales. También pueden aparecer problemas posturales, como dolores de cuello o cifosis, entre otros.

Usar un calzado cómodo y adecuado

Usar calzado cómodo y adecuado es fundamental para la espalda. Especialmente mención merece aquí el uso de tacones, sobre todo los tacones altos, que son responsables de muchos dolores y lesiones de espalda, además de otros problemas articulares.

En cualquier caso, más allá de cuidarla, es bueno visitar a profesionales que comprueben el estado de salud de tu espalda.

Ver todos los artículos de Salud y Bienestar

Deja un comentario