Áreas reflejas y mapa de reflexología podal
Reflexología podal teniendo en cuenta el mapa de los pies

Áreas reflejas y mapa de reflexología podal

En reflexología, los puntos y las áreas reflejas en los pies, las manos y los oídos corresponden a órganos, huesos y sistemas corporales específicos. Los reflexólogos acceden a estos puntos en los pies, las manos y la oreja para afectar órganos y sistemas en todo el cuerpo.

Para representar cómo los sistemas del cuerpo se corresponden entre sí, los reflexólogos usan “mapas” de reflexología. Es comprensible que no haya acuerdo entre todos los reflexólogos sobre todos los puntos. Sin embargo, existe un acuerdo general sobre los principales puntos reflejos.

Un reflexólogo puede realizar una sesión general e integrada, o puede enfocarse en áreas problemáticas específicas en los pies, las manos o las orejas.  Cualquiera que sea la técnica específica, la teoría de la reflexología sostiene que el practicante está trabajando para liberar la congestión o el estrés en el sistema nervioso y equilibrar la energía del cuerpo.

Aplicación de la técnica de reflexología podal

Las áreas reflejas

Alicia López Blanco explica en su libro Manual de Reflexología: Método Holístico (Robinbook, 2001) que “un reflejo es la respuesta rápida de estructuras biológicas a un estímulo determinado, fuera del control de la voluntad. Esta respuesta tiene lugar en un área distante de aquella que fuera estimulada”.

Asimismo, define el área refleja como “aquella que representa un órgano o parte del cuerpo con el cual está conectado por vía nerviosa o por canales de circulación energética”. Según López Blanco, las áreas reflejas se distribuyen en un mapa que facilita su ubicación y reflejan tanto el aspecto físico como el mental y emocional de la persona y dan cuenta, además, de su estado energético.

Kevin y Barbara Kunz explican que “las áreas reflejas del pie del individuo reflejan el estado general de tensión del individuo que ha resultado de una vida de adaptación al estrés”. En este sentido, “las señales de estrés en los pies son una hoja de ruta para el reflexólogo”. Y añaden: “Dondequiera que se encuentre en un pie, es una señal de que el estrés y su efecto han comenzado a acumularse en las partes correspondientes del cuerpo”.

Mapa de los pies de reflexología podal

Un buen ejemplo de un mapa de reflexología existe para los pies. Cada pie representa una mitad vertical del cuerpo:

  • El pie izquierdo corresponde al lado izquierdo del cuerpo y todos los órganos, válvulas, etc. que se encuentran allí.
  • El pie derecho corresponde al lado derecho del cuerpo y todos los órganos que se encuentran allí. Por ejemplo, el hígado está en el lado derecho del cuerpo y, por lo tanto, el área refleja correspondiente está en el pie derecho.

Áreas reflejas y mapa de reflexología podal 1

Los órganos, los huesos y las articulaciones situados en la zona de la cabeza y el cuello se reflejan en los dedos de los pies. La zona de la espina dorsal se refleja a los largo del interior de los pies. El área del pecho se localiza en la franja donde se sitúa la bola del pie. Los órganos del área pélvica se reflejan en el área del talón.

Como ves en el mapa de los pies, en medio de las dos áreas anteriores se sitúa la franja donde se reflejan los órganos y estructuras del área dela cintura.

Las vías de conexión

Las vías de conexión en reflexología están íntimamente relacionadas con las denominadas áreas reflejas. Un área refleja es aquella que representa a un órgano o a una parte del cuerpo con el cual está conectado por vía nerviosa o por canales de circulación energética. Estas zonas representan no solo el aspecto físico, sino también el aspecto mental, el aspecto emocional y el aspecto energético de la persona.

Estas vías de conexión son utilizadas por la reflexología como vehículo del estimulo. Dichas vías se encuentran localizadas en los pies y poseen un área de proyección refleja considerablemente más grande que en otras partes del cuerpo como en la corteza cerebral. Cabe destacar que en cada pie hay más de 7.000 terminaciones nerviosas.

Reflexología: vías de circulación

Reflexología, estímulo e impulsos nerviosos

El estímulo de la reflexología activa impulsos nerviosos de naturaleza electroquímica mediante las vías de conexión, lo que da lugar a la generación de mensajes que pasan a través de neuronas aferentes a centros nerviosos independientes, fuera de la médula espinal y el cerebro. Las neuronas aferentes, también conocidas como neuronas sensoriales o receptoras, son las que transportan impulsos nerviosos desde los receptores u órganos sensoriales hacia el sistema nervioso central.

Después, ese mensaje pasa a través de las neuronas eferentes al órgano específico que luego producirá una respuesta.  Las neuronas eferentes, también conocidas como neuronas efectoras, transportan los impulsos nerviosos fuera del sistema nervioso central hacia efectores como los músculos o las glándulas.

Además, como el sistema nervioso no es el único responsable de la transmisión de estos mensajes, el estimulo también llega a través de canales energéticos, llamados meridianos, según la medicina tradicional china.

Los chinos se basaron en el supuesto de que en el organismo existe el fluido universal o chi (energía). Esta energía se mueve en un circuito determinado semejante al sistema sanguíneo, nervioso o linfático. Pero, a diferencia de estos últimos, el circuito energético no ha podido ser demostrado anatómicamente y su descripción se basa en recorridos imaginarios. Estos recorridos imaginarios es lo que se conoce con el nombre de meridianos. El fluido inmaterial que los recorre sería el chi o energía.

Interrelación entre pie derecho e izquierdo

La lectura de los pies es una herramienta fundamental para el profesional de la reflexología. El pie habla sobre el estado de la persona en varios aspectos: físico, emocional, mental e incluso energético. La lectura del pie ayuda a confirmar o no los desequilibrios manifestados por la persona y a encontrar qué los provoca.

diferencia entre pie derecho e izquierdo en reflexologia podal

Cabe destacar que hay diferencias entre ambos pies, igual que las hay en otras partes del cuerpo, como los ojos o las manos. Observar si hay diferencias de tamaño, forma, textura, color temperatura, humedad o flexibilidadad en ambos pies puede aportar mucha información sobre la actividad desigual de una mitad del cuerpo respecto a la otra.

Y también se ve esa diferencia entre pie derecho e izquierdo en reflexología podal. El pie derecho se corresponde con el hemisferio izquierdo del cerebro y viceversa. Los dos hemisferios cerebrales se corresponde con el yin y el yan de la medicina china.

Según esto, el pie derecho es masculino, emisor y activo, y se relaciona con el lado consciente. El lado izquierdo es el femenino, receptor y pasivo, y se relaciona con el inconsciente. En todas las personas se encuentran estos dos componentes, sean hombres o mujeres.

El equilibrio del cuerpo

El pie derecho y el izquierdo se complementan. Cuando hay diferencias entre ambos es porque existe un desequilibrio que afecta a la persona en su totalidad. Si un pie muestra alteraciones respecto al otro es porque existe un desequilibrio que hace que una zona cargue más que otra. Las áreas reflejas estarán más exigidas en uno que en otro pie y las que reciben menos apoyo tendrán menos actividad.

Para restablecer el equilibrio, el profesional puede trabajar en cada pie de manera diferente. Por otra parte, la relación entre los bordes internos de los pies resulta también de mucha utilidad para el reflexólogo. Que simetría o asimetría de los bordes internos, así como la existencia o no de espacio entre los arcos puede ser indicativo de algún tipo de problemática postural que implique problemas en la espina dorsal.

En el curso de reflexología podal de CIM Formación aprenderás cómo localizar las diferentes zonas del cuerpo en los pies y cómo tratar cada dolencia.

Ver todos los artículos de Salud y Bienestar

Deja un comentario

Añadir comentario