Historia y origen de la quiropraxia

La quiropraxia es una técnica manual que persigue el restablecimiento del paciente a través de la manipulación cuidadosa sobre distintos órganos del cuerpo, concentrándose especialmente en la columna vertebral. La quiropraxia no solo es efectiva para tratar  problemas de columna, sino que también demuestra gran efectividad en casos de problemas musculares, jaqueca crónica, vértigo y en problemas articulares en general.

A pesar de que la historia y el origen de la quiropraxia (o quiropráctica) no se conocen con completa exactitud, los relatos de prácticas similares al uso de la quiropraxia datan de muchos años atrás.

El origen de la quiropraxia no es seguro, pero de acuerdo a manuscritos chinos y griegos datados de los años 2.700 y 1.500 a.C., se mencionan formas y técnicas de manipulación como las utilizadas hoy en día por los quiroprácticos.

Hipócrates, conocido como el padre de la medicina, publicó textos detallados en los que ya alertaba de dolencias de la columna vertebral, y ofreciendo recomendaciones para que la gente adquiriera más conocimientos de esta región del cuerpo, ya que era una fuente de muchos problemas. Hipócrates vivió entre los años 460 y 377 a.C.

La quiropraxia en los tiempos modernos

Palmer School of Chiropractic

Tras analizar su columna y comprobar que una vértebra estaba desplazada, la corrigió y éste volvió a oír. A partir de ahí empezó a investigar sobre la relación de la columna, el sistema nervioso y sus efectos en todas las funciones del cuerpo. Su hijo B.J Palmer amplió mucho estos conocimientos hasta convertirla en una disciplina universitaria equiparada a la formación en medicina.

David Daniel Palmer fundó el Palmer College of Chiropractic en 1897, que fue la primera de las 50 universidades que existen hoy en el mundo, la mayoría en EEUU, Inglaterra, Australia, Francia, Dinamarca, Brasil, México etc.

Las teorías de Palmer se centraron alrededor de un concepto básico: la alteración en trasmisión nerviosa es la causa de toda dolencia, y una desalineación vertebral genera irremediablemente un efecto en dicha trasmisión. Este concepto quedó recogido en una de sus frases más celebres y que han conformado durante años un principio básico de la Quiropraxia:

 “Una vértebra subluxada… es la causa del 95% de todas las dolencias… El otro 5% son consecuencia de desplazamientos articulares diferentes fuera de columna vertebral”

Funcionamiento de la quiropraxia

La mayor parte de los análisis preliminares que se realizan para iniciar un tratamiento de quiropraxia parten de radiografías y se complementan con la palpación superficial de la columna vertebral del paciente. A nivel operativo la quiropraxia manipula diferentes segmentos de la columna vertebral mediante  técnicas directas e indirectas de movilización articular, logrando alcanzar un sinnúmero de efectos beneficios sobre los distintos órganos del cuerpo.

Una de las grandes ventajas de la quiropraxia como método de trabajo manual es que emplea una serie de técnicas no invasivas y de rápida eficacia; de hecho la mejoría en un tratamiento de quiropraxia puede observarse desde la primera sesión.

Además de ofrecer un claro alivio en una amplia variedad de patologías, el sistema quiropráctico ofrece beneficios adicionales, como un mejor descanso, el fortalecimiento muscular y el desbloqueo generalizado de los puntos con más estrés en el cuerpo. De esta manera, la quiropraxia se sitúa como una terapia de alcance global con un impacto duradero sobre la calidad de vida de cada persona.

¿Cuándo acudir a un quiropráctico?

Es muy importante centrarse siempre en la prevención de lesiones y dolencias. Normalmente, solo buscamos ayuda cuando sentimos dolor. De hecho, cuando sentimos bastante dolor, no poco dolor. Por tanto es importante hablar siempre de la prevención, para las personas que buscan ayuda antes de que aparezca un problema o empeore el que tienen.

Puedes acudir a un quiropráctico si estás experimentando cualquiera de estos problemas:

  • Dolor de espalda
  • Dolores de cabeza y migrañas
  • Dolor en el cuello
  • Dolencia en el hombro
  • Dolores en los brazos
  • Codo de tenista
  • Dolor en la pelvis
  • Dolor en la cadera

Muchas personas buscan cuidados quiroprácticos para aliviar el dolor de espalda, problemas respiratorios, dolores menstruales, etc. La quiropraxia sirve también para tratar diversas áreas de nuestro cuerpo, por medio de técnicas aplicadas con las manos, sin procedimientos quirúrgicos ni medicamentos, buscando aliviar el dolor de la persona y recuperar su estado natural de salud.

Si te interesa profundizar más acerca de la quiropráctica, puedes informarte sobre nuestro curso de quiropraxia impartido en Alicante, Barcelona, Murcia y Valencia.

Autor: CIM Formación

Compartir

3 comentarios en “Historia y origen de la quiropraxia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ellos confían en nosotros…