Cuidados básicos de peluquería canina en el Boxer

El Boxer es un perro grande de pelo corto que, que requiere en general poco trabajo de mantenimiento y peluquería. Es un perro que demanda estar siempre bien limpio e hidratado, ya que sino puede presentar problemas y mudas complicadas.

No cabe de duda de que el pelo corto puede ser más cómodo de cuidar que el pelo largo. Sin embargo, el pelo del Boxer es corto, fino y las mudas pueden ser muy molestas si el pelaje no está debidamente cuidado. El pelo corto, si no está bien hidratado, se volverá rígido, por lo que se clavará en cojines, tapicerías, ropa, etc. Además, el Boxer tiene mucho pelo, con lo que inundará todo a su alrededor.

Cuidados básicos de peluquería canina en el Boxer

Cuidados básicos de peluquería canina en el Boxer

Cepillado

Para mantener el pelo del Boxer limpio es importante cepillarlo como mínimo una vez a la semana (incluso hasta una vez al día) utilizando  una manopla de goma. Si empleamos un cepillo de cerdas naturales de jabalí debemos tener cuidado de no lesionar la piel. El cepillado se debe realizar en ambos sentidos del crecimiento del pelo para quitar todo el pelo caído.

Es importante llevarlo a la peluquería canina para que le realicen un stripping a cuchilla cada cierto tiempo a fin de mejorar la calidad del nuevo pelo, más pigmentado, fuerte y brillante. Un correcto stripping en la peluquería canina en el Boxer junto a una hidratación frecuente permitirá que las mudas sean más rápidas y casi ni nos demos cuenta.

Bañar a un boxer

Al boxer se le puede bañar una vez al mes, siempre utilizando un champú hidratante de pH específico para perros, aunque de todas maneras si huele mal o se ensucia podemos bañarle cuantas veces sea preciso respetando siempre la temperatura del agua y aplicando un champú adecuado.

Tras el baño, cuando esté aún húmedo, es necesario cepillar al perro para facilitar la eliminación del pelo muerto. Es muy importante lavar y enjabonar a conciencia los pliegues faciales así como prestarles especial atención durante el secado, para que queden bien secos tras el aclarado ya que, de quedar humedad en ellos, podría aparecer una pioderma.

También se puede aplicar un acondicionador de tipo hidratante después del baño para mantener la piel bien hidratada, nutrida y protegida y además da brillo al pelo y ayuda a recomponer el pelo dañado.

Oídos

Al tener las orejas caídas hay que prestar especial atención a la higiene de sus oídos, que los limpiaremos tras el baño con una solución cerumenolítica y recogeremos los restos de cerumen con una algodón. Un control e higiene periódicos de los oídos evitará otitis y visitas al veterinario.

Uñas

Como el Boxer es una raza grande, no suele presentar problemas con el desgaste de las uñas. Sin embargo si vemos que las tiene muy largas se deben recortar siempre que sea necesario, utilizando un cortauñas especial y teniendo a mano un hemostático para atender una posible hemorragia de manera rápida.

Hidratación fuera del baño

Es importante pulverizar un producto hidratante de pH neutro con frecuencia, aunque no se le bañe, para mantener un nivel de hidratación y nutrición óptimo. Existen productos que no necesitan aclarado y resultan muy útiles para estos casos, sobre todo en épocas de mucho viento y de sequedad ambiental.

Autor: Eva R.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ellos confían en nosotros…