¿Qué capacidades físicas se entrenan en la práctica del ciclo indoor?

Podemos decir que las capacidades físicas básicas son predisposiciones fisiológicas innatas en el individuo que permiten el movimiento y son factibles de ser medidas y de mejorar a través del entrenamiento. Estas capacidades físicas básicas son la fuerza, la resistencia, la velocidad y la flexibilidad.

Con el entrenamiento de ciclo indoor la capacidad física que más se trabaja es la resistencia. La fuerza también se entrena, aunque en menor medida. Tener en cuenta qué capacidades físicas se entrenan nos ayudará a entender mejor qué tipo de trabajo estamos haciendo y a organizar un mejor entrenamiento general, eligiendo otras actividades físicas que complementen el trabajo sobre la bicicleta.

¿Qué capacidades físicas se entrenan en la práctica del ciclo indoor? 1
Foto: Humphrey Muleba en Unsplash

Entrenamiento de resistencia

Como hemos dicho, la resistencia es la capacidad física básica que más se trabaja con el entrenamiento de ciclo indoor, dada la naturaleza propia de la práctica.

Según George y otros (2001), la resistencia es la capacidad del sistema muscular para ejercer fuerza externa u oponerse a la fatiga durante un número determinado de repeticiones y/o durante un periodo determinado de tiempo.

Las sesiones de ciclo indoor suelen durar entre 40 – 50 minutos. El mero hecho de estar pedaleando sin parar durante todo ese tiempo manteniendo una velocidad determinada hacen que el deportista mejore su capacidad de resistencia.

Por lo tanto, son entrenamientos donde el factor resistencia interviene de una forma muy evidente. Aunque las limitaciones del entrenamiento siempre vendrán dadas por el sistema cardiovascular, con un trabajo continuado y constante se puede mejorar de forma notable la resistencia.

En cualquier caso, cabe destacar que para mejorar la capacidad de resistencia es necesario realizar un entrenamiento regular y coherente, puesto que esta capacidad no mejora de la noche a la mañana, y requiere esfuerzo y constancia.

Es importante destacar que mejorar la capacidad de resistencia es algo muy importante para la población en general, puesto que nos ayuda a ser más eficaces en nuestras acciones diarias y mejora considerablemente la salud cardiovascular. Además, mejorar la resistencia puede disminuir los niveles de ansiedad y, por lo tanto, promover la relajación.

Entrenamiento de fuerza

Otra capacidad que desarrollamos durante la práctica del ciclismo indoor es la fuerza.  La fuerza se entrena como capacidad en la mayoría de las actividades físicas, y dentro del ciclo indoor también.

En la práctica del ciclo indoor la fuerza se manifiesta cuando el deportista tiene que pedalear con una carga determinada manteniendo a una velocidad concreta. El aumento de la carga generará una mayor cantidad de fuerza.

Aunque el ciclo indoor no es una actividad pensada para mejorar la capacidad de fuerza, esta se desarrollará con el pedaleo. Sin embargo, la intensidad del estímulo que se emplea no es la adecuada para aumentar la capacidad de generar mayores niveles de fuerza, entendiendo como estos la fuerza máximo o la hipertrofia.

Por lo tanto, aquellos individuos interesados en mejorar su capacidad de fuerza deben completar su entrenamiento con otro tipo de actividades específicas para ello.

Entrenamiento de la velocidad

La velocidad, entendida como rapidez en la ejecución de un movimiento o velocidad de desplazamiento, no es una cualidad que se mejore con la práctica del ciclo indoor. De hecho, el pedaleo a frecuencias altas está desaconsejado en esta actividad, ya que el riesgo de sufrir una lesión es importante.

Entrenamiento de la flexibilidad

El trabajo de flexibilidad o elasticidad, o amplitud de movimiento, como prefieren denominar algunos autores, no es el objetivo del entrenamiento de ciclo indoor. Sin embargo, sí que se trabaja en cierta medida al final del entrenamiento, cuando se propone el trabajo de estiramiento, que favorece el retorno de las fibras musculares a su estado inicial.

En cualquier caso, cabe recomendar el entrenamiento complementario de flexibilidad cuando se entrena ciclo indoor, especialmente para prevenir acortamientos que pueden provocar limitación del movimiento e incluso dolores, que con frecuencia se reflejan en la espalda.

Autor: Eva R.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ellos confían en nosotros…