Algas para combatir la placa dental en nuestras mascotas
ec8566196a607a8b_640_dientes-perro1-min|algas

Algas para combatir la placa dental en nuestras mascotas

El problema del sarro en los dientes de nuestras mascotas es algo cotidiano a lo que veterinarios y dueños nos enfrentamos a menudo. Las acumulaciones de sarro y la periodontitis son los principales causantes de la mayoría de los problemas dentales en las mascotas que acuden al veterinario y los daños que provocan pueden llegar a ser graves, ocasionando incluso la pérdida de piezas bucales, además de un aliento desagradable o la inflamación de las encías.

Si no es tratado, este problema puede causar incluso daños en el hígado, riñón, pulmón…, provocando infecciones. Los datos hablan por sí solos cuando más del 66% de los gatos y perros con más de dos años muestran síntomas de enfermedad periodontal, y los métodos para combatirla son numerosos pero no todos funcionan en todos los perros.

Algas para la higiene periódica

Además, los sticks o barras masticables, para higiene dental en las mascotas son un producto muy instaurado en la sociedad actual, pues están diseñados para aumentar el tiempo dedicado a la masticación, aumentando así la salivación.

También encontramos productos como soluciones antiplaca para el agua bebida o en spray, que combaten la placa dental y la formación del sarro. Pero ahora, un nuevo producto ha sido testado para combatir el sarro y el mal aliento en gatos y perros: unas algas marinas que eliminan la placa bacteriana de la boca.

algasLas algas que han sido estudiadas y están en uso, pertenecen a la especie Ascophyllum nodosum, que aparecen en nuestras costas de forma cotidiana.

Pero las que actualmente se usan para la realización del producto son cultivadas en el Mar Ártico y en los mares del Norte de Escandinavia. Así, nos encontramos con un producto totalmente natural, con lo cual no contienen gluten, azúcares ni conservantes artificiales.

Estas algas en polvos pueden ayudar a eliminar la placa bacteriana, el sarro y la halitosis. Previamente probada incluso en humanos, asegura el cuidado bucal de nuestras mascotas.

Los principios activos son absorbidos a nivel gastrointestinal para llegar a las glándulas salivares, se concentran en la saliva y parten la lámina bacteriana que mantiene el sarro adherido a la cara del diente gracias a los polisacáridos sulfatados (fucoidanos) y a los grupos sulfatos que se unen al calcio en la saliva impidiendo su precipitación, atacando también a las bacterias de la cavidad bucal. Así, el sarro cae por sí solo o se retira la acumulación ayudando con un cepillado. Refresca la boca y mantiene encías y dientes sanos, ayudando también a mantener blancos los dientes.

Los problemas bucodentales son serios, y no debemos dejar pasar el tiempo cuando detectamos en nuestro animal algún síntoma. Recuerda llevarlo al veterinario periódicamente para realizar las revisiones oportunas.

Ver todos los artículos de Veterinaria

Deja un comentario