Ventajas del adiestramiento positivo del perro (frente al adiestramiento de dominancia) - CIM Formación

Ventajas del adiestramiento positivo del perro (frente al adiestramiento de dominancia)

A pesar de que hayamos tratado de educar y entrenar a nuestro perro, muchos siguen teniendo problemas de comportamiento. Además de ser más respetuosos con el animal, se consiguen mejores resultados optando por el adiestramiento positivo del perro, en vez del adiestramiento de dominancia o clásico.

Los adiestradores que usan la educación y adiestramiento en positivo se oponen al enfoque de dominancia/sumisión que aún se utiliza en muchos casos para el adiestramiento canino. En el caso de los perros temerosos y reactivos, los profesionales que usan el método positivo implementan modificaciones de comportamiento para ayudar a las personas a resolver de forma humana y exitosa los problemas de comportamiento de sus perros.

Lo que hace un entrenador en positivo es que, en lugar de enseñarles a las personas a “dominar” a sus perros, les enseña a comprender cómo aprenden los perros y cómo reforzar y recompensar los comportamientos deseados.

Adiestramiento en positivo del perro

La recompensa es prioritaria en el adiestramiento positivo

El adiestramiento positivo significa recompensar al perro por realizar el comportamiento deseado. Cuando el perro muestra un comportamiento que gusta, hay que demostrarle que este se aprecia, y eso se consigue al recompensarlo. Una recompensa es cualquier cosa que el perro disfrute: comida, felicitaciones, juegos, masajes….  Cuando se recompensa al perro por realizar un comportamiento, querrá repetir ese comportamiento. Al repetirlo, cada vez lo hará mejor y con más placer. Luego mostrará ese comportamiento regularmente sin tener que reforzarlo tan a menudo.

El problema el adiestramiento y entrenamiento de dominancia o clásico

El adiestramiento en positivo es muy diferente del enfoque de dominancia/sumisión. Cuando las personas intentan dominar a sus perros, a menudo emplean técnicas nocivas que pueden ser bastante negativas. Así, el adiestrador suele tratar de ser el “jefe”. El uso de collares de dientes, de estrangulamiento y de choque, así como correcciones al tirar de la correa de un perro, son métodos estándar utilizados por aquellos que siguen un enfoque de dominancia o clásicos.

Pero estos métodos y estos collares de entrenamiento, se basan en el dolor y el castigo. Su uso intensifica el miedo y la agresión, empeora las conductas problemáticas, daña la relación entre perros y personas y hace que los perros ansiosos lo estén más aún. Los animales no aprenden bien bajo estrés. Este estilo de adiestramiento no es divertido para el perro o la persona, y establece conflicto en el perro.

El problema con un enfoque de dominancia/sumisión es que todos los métodos y herramientas utilizados son correctivos o punitivos. Implica que el perro no tendrá éxito sin correcciones repetidas. Lo prepara para el fracaso desde el principio. El perro es castigado antes de saber siquiera lo que se espera de él. Debido a que no entiende lo que el guía o educador canino quiere, inicialmente no realiza el comportamiento deseado.

Educacion y adiestramiento positivo del perro

Cursos de educación y adiestramiento canino en positivo

Los cursos de Adiestramiento y Educación Canina que imparte CIM Formación tienen por objetivo dotar al alumno de una formación y unas capacidades que le permitan ejercer las funciones de adiestrador y educador de perros desde el punto de vista de la educación en positivo. Mediante este método de aprendizaje evitaremos los efectos negativos del adiestramiento tradicional. Siempre con el enfoque respetuoso con los animales que CIM Formación promueve.

Infórmate sin compromiso y conviértete en educador y adiestrador canino profesional. ¡Te esperamos!

Autor: Eva María Rodríguez

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ellos confían en nosotros…