Los beneficios de la fitoterapia
beneficios-fitoterapia|fitoterapia-naturopatia

Los beneficios de la fitoterapia

El ser humano, desde tiempos ancestrales, ha utilizado los recursos que le ha dado la naturaleza: alimentación (dietética), agua (hidroterapia), barro (geoterapia) y plantas medicinales (fitoterapia).

Existen estudios arqueológicos que prueban que, hace 60.000 años, el hombre del Neanderthal ya utilizaba plantas para curarse. También se sabe que, varios miles de años antes de Jesucristo, chinos y egipcios ya cultivaban hierbas con fines terapéuticos, y que a los obreros de las pirámides les daban ajo para que no enfermaran.

beneficios-fitoterapiaDe la planta se utilizan, principalmente, la raíz, la corteza, el tallo, la hoja, los frutos, las flores y las semillas, y se pueden utilizar en forma de: tisana, gargarismos, enjuagues, enemas, emplastos, cataplasmas, compresas, fomentos, vapores y baños.

En la actualidad, la forma galénica de las plantas medicinales es variada: en cápsulas, comprimidos, jarabes, pomadas, esencias, extractos o tinturas, etc., pero su utilización de forma genuina, en tisana, sigue siendo la más recomendada por profesionales de reconocido prestigio.

Beneficios de la fitoterapia

Buscar la salud a través de la fitoterapia nunca es perder el tiempo, muy al contrario; sus beneficios son innumerables y, siempre que se utilicen adecuadamente, carecen de efectos indeseables.

fitoterapia-naturopatiaUno de los mayores beneficios de la fitoterapia, y el motivo por el que muchas personas se están interesando en los últimos tiempos por ella, es que se trata de un método natural utilizando las plantas. El proceso utilizado por la fitoterapia es popular, y no farmacológico, lo que significa que el producto surgido de esta manipulación está libre de elementos sintéticos.

Los elementos sintéticos, que constituyen los medicamentos tradicionales, potencian la acción activa de la materia prima contra las enfermedades ofreciendo un período más corto para la cura, pero también pueden acarrear dependencia y reacciones adversas, que van desde un malestar de estómago a alergias de la piel, y otros síntomas típicos.

La actuación de las infusiones, cataplasmas y otros tipos de preparaciones elaboradas mediante la fitoterapia, tiene una acción más lenta en el organismo, pero ofrecen menos riesgo de dependencia química y las reacciones adversas son mucho menos frecuentes.

Cómo usar la fitoterapia

Si bien es común el uso de plantas como complemento o alternativa sin necesidad de receta médica, es importante consultar a un terapeuta natural especialista en la materia. Algunas plantas pueden alterar la presión arterial de las personas, afectar a mujeres embarazadas o causar algún daño en la salud si no se emplea con conocimiento.

La mala praxis utilizando las plantas para la cura de ciertas dolencias también puede comprometer la credibilidad de la fitoterapia. Por ello es importante acudir a un fitoterapeuta formado y competente.

Ver todos los artículos de Salud y Bienestar

Deja un comentario

Añadir comentario
  • ¡Muy buen post sobre la fitoterapia!
    Las plantas medicinales se utilizan tanto en la prevención y tratamiento de las enfermedades como en la mejora de la calidad de vida de los pacientes. En algunos casos, las mismas son suficientes para curar una patología y en otros serán un complemento ideal.
    ¡Un saludo!