Ante un edema, ¿quiromasaje o drenaje linfático?
edema-quiromasaje-drenaje-linfatico-CIM-Formacion||

Ante un edema, ¿quiromasaje o drenaje linfático?

El edema es la acumulación de líquido intersticial en los espacios intercelulares. Esta acumulación líquida es observable y palpable, provocando una hinchazón de la zona afectada. Generalmente aparece entre las fascias musculares y la piel (edemas subcutáneos).

¿Cómo puede ayudar el quiromasaje?

El quiromasaje es un método idóneo para combatir el edema pero, principalmente, si es de origen venoso. En los edemas provocados por fallo en el sistema linfático, las maniobras más apropiadas para aplicar serán las que componen la técnica de drenaje linfático manual.

Las maniobras seleccionadas serán prioritariamente los drenajes, vaciajes o, vasoconstricciones. Son movimientos que tienen como objetivo principal el de ayudar a la circulación de retorno gracias a su dirección centrípeta.

En función del tamaño del espacio corporal subsidiario de recibir un trabajo de drenaje, se utilizarán las manos, más o menos abiertas, o los dedos. Todas las maniobras de vaciado venoso deben llevar siempre una misma dirección: de distal a proximal, acompañando el recorrido de los capilares venosos.

Para poder aplicar el quiromasaje en un proceso edematoso se ha de establecer una valoración comparativa para discernir si el edema de origen venoso o linfático. El edema de origen venoso es blando y deja fóvea (marca tras la presión), la piel se presenta ruborizada y habrá un aumento de la temperatura cutánea.

Ante un edema, ¿quiromasaje o drenaje linfático? 1

Cuándo no aplicar quiromasaje

Las contraindicaciones del drenaje circulatorio serán las mismas que las del quiromasaje. No realizaremos tratamiento mediante masaje en los casos de trombosis venosa, tromboflebitis, embolias arteriales, procesos inflamatorios agudos, procesos infecciosos, tumores, fiebre, heridas abiertas, traumatismos agudos y enfermedades contagiosas.

¿Qué protocolo utilizaremos?

El trabajo en edemas moderados es sencillo y se puede comenzar distalmente, drenando dedos de los pies y continuar por las piernas, acabando por los muslos. Cuando el edema es severo, se han de ir vaciando las zonas más proximales para dejar espacio libre a los líquidos distales, evitando así su acumulación y estancamiento.

El orden de aplicación del vaciaje en un edema venoso severo, de las E.E.I.I. será el siguiente:

  1. Drenaje del muslo
  2. Drenaje de la pierna
  3. Drenaje del pie
  4. Drenaje de los dedos
  5. Drenaje del pie
  6. Drenaje de la pierna
  7. Drenaje del muslo

Prácticas de quiromasaje en CIM Formación

La duración de la sesión expuesta, será variable en función del grado de afectación, pudiéndose estipular entre 30 minutos para los moderados y 60 minutos para los severos. Así mismo, el número de sesiones también variará y, será el proceso evolutivo quien dictaminará su duración.

Si te interesa el mundo del masaje, puedes informarte sobre nuestro curso de quiromasaje, en el que aprenderás todo lo que necesitas para convertirte en profesional.

Ver todos los artículos de Salud y Bienestar

Deja un comentario

Añadir comentario