8 aspectos a considerar al elegir un gimnasio
musica-en-las-clases-colectivas

8 aspectos a considerar al elegir un gimnasio

Cuando piensas en probar un nuevo restaurante, sueles pedir opinión a tus amigos, leer las críticas, o ver el menú y la carta antes de gastar tu dinero y tu tiempo. Si después de eso disfrutas de tu primera comida, volverás más veces. Pero si, por el contrario, la experiencia no es buena, esa primera visita será la última.

Encontrar el gimnasio adecuado se parece mucho a encontrar un nuevo restaurante que te guste. Un buen gimnasio que se ajuste a tus necesidades y a tu propia personalidad, será una motivación para que regreses y hagas ejercicio de forma regular. Y a diferencia de un restaurante, apuntarse a un gimnasio supone un compromiso económico, por lo que es aún más importante una buena valoración antes de decidir.

Cuando hayas pensado en un gimnasio o centro deportivo determinado, trata de visitarlo a la hora en que normalmente irás a hacer ejercicio y plantea todas las dudas que tengas. La mayoría de gimnasios te darán un pase de un día para que puedas probar de primera mano los equipos, las clases y el resto de instalaciones que tenga.

Música en las clases colectivas

Hay varias claves importantes a considerar a la hora de tomar la decisión final:

Ubicación

Si eliges un gimnasio en la otra punta la ciudad, ¿realmente vas a ir? Normalmente, un gimnasio situado en algún lugar entre tu casa y la oficina o lugar de estudios es lo mejor. En los días en que no tengas mucho tiempo, tener un gimnasio cerca hará las cosas más fáciles para que ir no te desmotive. Al fin y al cabo, hacer ejercicio se supone que lo hacemos para disminuir nuestro su nivel de estrés, no para aumentarlo.

Horarios

¿Está abierto el gimnasio a las horas en que más vas a ir? Puedes encontrar todos los extremos: gimnasios abiertos 24 horas al día, y gimnasios cerrados los fines de semana. Valóralo en función de tus necesidades, si vas a ir por la mañana, por la noche, el fin de semana… y que estén disponibles las actividades que quieras realizar. Sino, pagarás por algo que no vas a usar.

Socios

Todo el mundo responde de manera diferente a los que les rodean, y debes tener esto en cuenta antes de elegir un gimnasio. En tu entorno de ejercicio debes sentirte relajado, no avergonzado o intimidado. La mayoría de gimnasios son mixtos, otros son sólo de personas del mismo sexo. Otros atraen a personas de ciertos grupos de edad. ¿Vas a sentirte cómodo en ese entorno? Cuando lo has visitado, ¿el gimnasio estaba demasiado lleno de gente?

Personal y staff

El personal y entrenadores del gimnasio debe ser de gran apoyo y amable, dispuesto a responder a las preguntas o ayudarte en una máquina o ejercicio si es necesario. Están ahí para ayudarte a sacar el máximo rendimiento a tu entrenamiento. Antes de elegir un gimnasio, pregunta si hay especialistas en fitness que te puedan guiar a través de tu rutina de ejercicios. O si necesitas un entrenador personal, ¿lo tienen?

Limpieza

Fíjate en esto la primera vez que visites el gimnasio. Mira si se utilizan toallas para preservar y limpiar los equipos después de cada uso. Además, mira a ver si el personal del gimnasio hace cumplir esta norma de higiene. Echa un vistazo a los vestuarios, especialmente si vas a hacer uso de ellos a menudo. Mira los WC, lavabos y duchas para comprobar si se mantienen  adecuadamente.

Máquinas y equipos

Echa un vistazo a la sala principal… ¿Hay suficientes máquinas para todos, o los socios tienen que esperar cola para usarlos? Averigua si hay una lista o un límite de tiempo en los equipos de cardio para utilizarlos. Si piensas corres 1 hora, si existe un tope de 30 minutos para su uso, no se adapta a tus necesidades.

Mira cuánta variedad de máquinas hay y, en caso de que no conozcas algunas, si el personal está disponible para ayudarte. Cuidado con las máquinas estropeadas; esto podría ser indicativo de un gimnasio con mantenimiento deficiente.

Clases y actividades

Pide ver el horario de las clases de fitness y actividades colectivas que se ofrecen en el gimnasio. Comprueba que los horarios de esas clases se ofrecen en las horas en que puedes asistir, y pregunta si necesitas llegar antes para reservar sitio.

Podrían interesarte desde actividades con alta intensidad como el ciclo indoor (spinning), hasta una relajante clase de yoga. Pero si las clases o actividades en grupo serán la base de tu ejercicio… ¡no te olvides de preguntar si ese gimnasio cobra esas clases aparte! Decide si esas tarifas son asequibles antes de apuntarte.

8. Precio

Por supuesto, el precio es probablemente el factor decisivo al elegir un gimnasio. Muchos gimnasios tienen una cuota de inscripción, pero estas frecuentemente se eliminan durante ciertas promociones. Echa un vistazo al calendario de pagos. ¿Hay que pagar mensualmente, o tienes que comprometerse a un año entero como socio? ¿Te puedes desapuntar del gimnasio sin penalización? Y por último, ¿es un gimnasio que se ajusta a tu presupuesto?

A la hora de apuntarte a un gimnasio, ¡sé exigente! Al fin y al cabo, ¡encontrar el gimnasio adecuado puede ser la clave para una vida sana!

Ver todos los artículos de Deporte y Fitness

Deja un comentario